– Oído en un servicio Publico de Empleo Autonómico, #15M


Dos personas que se conocían y por lo que hablaban era empresarios de un mismo sector, mantenían esta conversación mientras esperaban para pedir una subvención.

-Buff… estoy cansado. Uno ya tiene una edad…

-Siempre luchando. Hay que hacer tantos sacrificios.

– Sí chico, esto cansa, ya veremos a dónde llegamos.

– Es que, mira, te pasas el día buscando alumnos, empresas para las prácticas… Y luego los trabajadores. Ellos no tienen problemas. Acaban y se van y no ven que nosostros no paramos, siempre pendientes de buscar alumnos, empresas…

– Sí, yo ya estoy harto. Este país no se sale, no ves futuro.

– Y esto de las subvenciones… si el problema es justificar los alumnos. Si nos obligan a hacer trampas. ¿Qué se piensan, que no debemos tener beneficios por que son subvenciones?

– Claro, nos debemos espabilar y hacer lo que sea para justificar los alumnos que nos piden…

– Yo estoy preocupado, ya sabes… por eso de las empresas vinculadas. Le pago a “Tal”, que es familiar mío, a 40 euros la hora para que yo no tenga que contratar al profesor y él le paga 20 euros. Es que nos obligan a hacer trampas…

– No, si ya sé, debemos de tener cuidado. ¿Sigues con las quinielas?

– Sí, y ahora lotería. Eso si que es un negocio para toda la vida. Además he montado con mi hijo una web que se llama XXXXXX.com. Sale en septiembre y estamos muy bien posicionados.

– Ah, muy bien. ¿Y eso funcionará?

– Sí mi hijo que es director general de un proyecto de XXXX, trabaja en XXXXX.com y  tiene un gran equipo. Maneja 4 millones… me lo está llevando. Me ha pasado un programador muy bueno. Él me dice que cuando se mueran los cuatro jubilados, el futuro es la web….

– Tienes bastantes negocios abiertos.

– Sí, pero estoy cansado. Ahora lo que quiero es que llegue el fin de semana para ir a una casita que tengo en “Pueblo de la costa brava”. Da a la playa directamente. Abro la puerta y salgo a la arena. Tengo una puerta para el camino de ronda y otra que lleva al mar directamente.

– Ostras, que bien. ¿Verás a “Tal personaje importante”?

– Sí, bueno, algún día, alguna paellita. Cuando quieras te vienes.

– Hombre pues… sí.

– Sí, te vienes y verás qué bien…

– De acuerdo.

– En fin, qué duro que es todo… Estoy cansado.

:.;@#~

– El coste de las denuncias falsas


Mañana debía asistir como denunciado a un juicio por una denuncia falsa de mi Ex. Según ella denunciaba, incumplo la sentencia de divorcio. En realidad es ella quien la incumple… pero eso es otro tema.

Lo que quiero expresar es el costo social y económico que representan las denuncias falsas y la ineficiencia (a veces incompetencia) de la Administración ante estas malas prácticas.

  1. Soy el perjudicado y no pude tener a mis hijos en vacaciones. Me vi obligado a desmontar los planes de vacaciones que tenía con ellos pues ella lo impidió.
  2. A continuación me denuncia falsamente e intenta que entre como Violencia de Género por vejación hacia ella. El juez desestima la patraña que ideó y decide celebrar el juicio por faltas.
  3. Recibo un certificado postal para recoger en el Juzgado la citación. Gasto de la Administración de Justicia en certificados postales, tramitación.
  4. Voy a recoger la citación. Gasto en desplazamiento y en la pérdida de una mañana de trabajo.
  5. Consulto a un abogado. Gasto personal y pérdida de trabajo.
  6. Desplazamiento junto al abogado para ver el expediente de la denuncia. Gasto en desplazamiento (45 Km)  y en la pérdida de una mañana de trabajo.
  7. La decisión del Juez es que haya mediación antes del juicio. Mi ex me dice que le ha llegado la citación y que me llegará a mi.
  8. Me reservo el día como vacaciones.
  9. En vista de que no me llega, llamo al juzgado interesándome por si debo asistir a la mediación. El Sentido Común me dice que la MEDIACIÓN debe ser que alguien está entre dos para ayudar a que se acuerden soluciones. Pero, oh sorpresa, la mediación se hará solo con mi ex… Yo no estoy citado…
  10. Ayer me llaman de “els Mossos d’Esquadra”. El Mosso me dice que me debo presentar en la comisaría para recoger la citación… Le explico que ya la tengo. Se extraña y me dice que seguirán investigando por si debo ir a comisaría… (SIC). Gasto por el mal funcionamiento de los servicios públicos. ¿Cuánto vale la hora de un Mosso d’Esquadra para investigar dónde vivo y cómo hacerme llegar la citación?
  11. El Mosso me explica que han enviado a alguien a darme la citación al domicilio de mi ex. Ella les ha dicho que no vivo allí. Gasto de quien haya ido a mi antiguo domicilio.
  12. Hoy me llaman del Juzgado. Anulan el juicio de mañana pues se pensaban que no había recibido la citación. Les explico que fui a recogerla. Que ya me ha llamado la policía para avisarme, que me he reservado el día como vacaciones, que el abogado me acompañará (son unos 45 Km de Barcelona). Ah, sorpresa otra vez, se han equivocado, han traspapelado el expediente o algo parecido y aplazan el juicio 4 meses.
  13. Gastos: mañana el juez no celebrará el juicio. Horas perdidas del juez, del fiscal, de quienes intervengan, administrativos para reelaborar el expediente y nuevo juicio, de mi abogado… No tengo ni idea de cuánto debe representar en dinero, ni el coste social por otros juicios justos que se deben retrasar por el uso fraudulento de la Ley y… la incompetencia acumulada. Estoy seguro de que el coste económico y social debe ser tremendo.

Salut i Custòdia Compartida.

Esa extraña a mi lado


Me están divorciando !!! y puesto que siento muchas cosas diferentes dentro de mí, he optado por escribir este diario y, de esta forma, desahogarme.

La primera sorpresa comenzó cuando, esa persona que yo quería… quiero?… se plantó y me dijo:

– Aquí tienes el teléfono de MI abogada, habla con ella para arreglar los papeles del divorcio.

– Pero… ¿no hay vuelta atrás? ¿y los niños? ¿deseas romperlo todo? ¿…y ya no represento nada para ti?

-Sí eres el padre de mis hijos

Jooeeer, pa’ no levantarse. Después de 20 años, esa mujer que había convivido conmigo, en momentos muy buenos y en otros malos, cerraba la puerta de nuestra relación para siempre.

Bien, nueva situación… y te planteas ¿qué hago? ¿cómo quedan los 3 hijos que tenemos? Pues está todo muy claro, ella se queda en la casa, con los niños, faltaría más… quien me quite los niños me lo cargo… Ah !!! y llega un acuerdo económico con mi abogada o sino vamos a juicio.

Bufff, qué mal rollo. ¿Esa era la mujer que hasta hace 3 meses la veía siempre conmigo envejeciendo juntos? No la conozco…

A %d blogueros les gusta esto: